Mercurio Retrógrado en Virgo y Leo: 12 de agosto – 5 de septiembre de 2017

Mercurio comienza a retrogradar en Virgo el 12 de agosto hasta el 31 de agosto, cuando continuará su movimiento retrógrado en Leo hasta el 5 de septiembre.

El pasado 24 de julio, comenzó el periodo de sombra de Mercurio Retrógrado y el 12 de agosto comienza a retrogradar en Virgo. Mercurio, que representa entre muchas cosas cómo nos comunicamos, cómo procesamos información y cómo aprendemos, es regente de Virgo, el signo del pragmatismo, la excelencia y el discernimiento, entre otras cosas. Por lo tanto, en este periodo es crucial ir más despacio para prestar atención a tu alrededor, especialmente a los detalles. Cuando Virgo se manifiesta de forma positiva, busca traer orden al caos y reconoce que cada pieza o parte de una cosa, que cada persona de un grupo, tiene una importantísima labor para lograr una meta en común. Si una de esas piezas o personas, sean grandes o pequeñas, no están trabajando efectivamente, puede desatar un efecto dominó que afecta el funcionamiento apropiado del ente mayor. Por eso, no se debe dejar pasar ni un detalle. Una vez las cosas funcionan como deben, debes evaluar cómo distinguirte de los demás a partir del 31 de agosto. No basta con hacer las cosas bien, es importante ser único y auténtico. Para eso, debes conocerte mejor y ver de qué forma puedes expresar esa identidad especial. Esto se enfatizará hasta que Mercurio entre directo el 5 de septiembre y se pondrá a prueba mientras Mercurio esté en sombra hasta el 19 de septiembre.

Mercurio Retrógrado ha ganado mala fama, ya que comúnmente marca periodos en donde se atrasan los proyectos, la comunicación no es clara y se dificulta el buen juicio. También presenta problemas con los medios de transporte, comunicación y tecnología — como accidentes, aparatos dañados, perderse en un viaje o que la correspondencia no llegue a su destino. Pero este periodo también ofrece una oportunidad de introspección y evaluación. Cuando la vida te obliga a detenerte es porque quiere que mires hacia adentro y prestes atención a algo que no está funcionando bien. Una vez se identifica el asunto que necesita trabajarse, Mercurio Retrógrado favorece planificar un método o estrategia nuevo para alcanzar las metas trazadas y mejorar.

Mercurio Retrógrado en Virgo y Leo: El trabajo y la comunicación

Mercurio Retrógrado es conocido porque es un tiempo en donde hay malentendidos y contratiempos. El correo pierde las cartas o posterga la entrega de paquetes, hay más accidentes o atrasos en el tránsito, hay errores en los documentos y el trabajo. Hay que revisar todo aún más, especialmente porque al estar Mercurio retrogradando en Virgo, se ven afectados el trabajo, la comunicación y la vida cotidiana. A Mercurio, regente de Virgo, no se le pasa ni un detalle, pero al estar en movimiento retrógrado, se le dificulta seguirle la pista. Este no es el momento de buscar culpables o fallas, sino de reconocer los errores para enmendarlos. De nada vale la crítica si no tiene el propósito de encontrar una solución. La meta es mejorar. Tampoco vale la pena sobreanalizarlo todo o enredarse en el perfeccionismo excesivo al crear un sistema de orden. No puedes pasar todo el tiempo planificando y esperar a que el plan sea perfecto para entonces actuar. Eso es tener miedo a equivocarse al punto de que te impide hacer, muy característico de Mercurio en Virgo. Ese es un problema a evitar a toda costa, junto con la ansiedad, la autocrítica y la preocupación excesivas.

Hay que hacer listas, planificar, anotar citas en el calendario, usar recordatorios o alarmas y crear rutinas para lograr las tareas y metas del día. No firmes nada importante sin revisarlo varias veces y analizarlo bien primero. Hay que hacer planes y comunicarse claramente con los compañeros de trabajo, los colaboradores y los subordinados. Aquí puedes ver cómo aplica para tu signo solar y ascendente.

Foto: Jeffrey Betts

Foto: Jeffrey Betts

Aprovecha este tiempo para repasar tu sistema de trabajo y tus estrategias — qué funciona y qué no — con el propósito de mejorar la eficiencia y eficacia tanto tuya como la de tu equipo de trabajo. Comienza de atrás hacia adelante: ¿Cuál es la fecha de entrega? ¿Cuánto tiempo me toma hacer una tarea determinada? ¿Quiénes están trabajando en el mismo proyecto y qué tareas tiene cada uno? ¿Qué recursos tengo disponible? Organizar, categorizar y detallar cada aspecto del proyecto completo es un ejercicio matemático, o sea, es calculable y medible. Aquí la clave es el control de calidad. No olvides planear tiempo para descansos, tiempo de viaje o almuerzos, tiempo de atrasos e imprevistos. Una vez el plan está hecho, síguelo al pie de la letra. Por supuesto, si es algo que vas a realizar en grupo, asegúrate de mantener la comunicación abierta durante la planificación, escuchando lo que cada uno tiene que aportar y expresando tus ideas. El plan final es un producto de todos. Una vez está decidido, asegúrate de que todos tengan un reporte — sea una minuta, un calendario y/o lista de tareas — para que estén en la misma página y poder ir monitoreando cada paso hacia la meta. Este proceso debe formar parte de la rutina para mantenerlo. Virgo es un signo de Tierra, por lo que este es el momento propicio para definir y desarrollar ideas y trabajarlas hasta lograr un resultado tangible.

Mientras Mercurio esté retrogradando en Leo, del 31 de agosto al 5 de septiembre, será importante que la jerarquía del grupo de trabajo esté bien clara: quién dirige qué proyecto o qué equipo, quién es responsable de qué tarea, quién se reporta a quién, etc. Esto no solo es parte de la organización del equipo, sino que también toma en consideración dónde cada miembro brilla. Así, cada uno puede estar en donde se destaca, en donde es más eficaz y en donde puede ser más creativo y productivo. Para eso, hay que reconocer las fortalezas de cada uno. Durante este tiempo, te costará pedir ayuda por no dar la imagen de no ser autosuficiente, lo que te lleva a asumir más responsabilidades de las que te corresponden. Aquí puedes ver cómo aplica para tu signo solar y ascendente.

Mercurio Retrógrado en Virgo y Leo: La salud y el bienestar

Foto: Fargana Ismailova

Foto: Fargana Ismailova

Durante este periodo será importante que le des prioridad a la salud como, por ejemplo: retomar y reforzar rutinas de ejercicios, terapias o tratamientos médicos, visitar al médico para una revisión, seguir una dieta más estricta. Virgo rige los intestinos, la parte del cuerpo que clasifica la comida entre alimento o desecho. Cuando la salud del intestino es pobre, causa inflamaciones en el cuerpo que comprometen el funcionamiento óptimo del sistema inmune y crea un sinnúmero de complicaciones, como infecciones, por ejemplo. Por eso, una dieta saludable y una higiene óptima ayudarán a mantener el funcionamiento del cuerpo en perfecto estado.woman-422708_1280

Recuerda que para Virgo, el cuerpo es sagrado porque es el templo del alma, es el recipiente que contiene el espíritu, la esencia de nuestro ser. Por lo tanto, debe tratarse con el debido respeto y reverencia. Esto no se limita a la salud del cuerpo físico, sino también a la salud mental, emocional y espiritual, pero es teniendo conciencia de la sacralidad del cuerpo lo que te hace capaz de atender la salud y el bienestar de todo tu ser. Mercurio Retrógrado en Virgo te da la oportunidad de crear esa conciencia porque facilita el autoanálisis. De lo contrario, te lleva a la autocrítica destructiva: “Ya rompí la dieta de nuevo. No tengo fuerza de voluntad”, “Hoy tampoco hice ejercicios. Soy un vago.”, “No fui a mi cita médica. Soy un irresponsable”, etc. Aquí lo importante es retomar esas rutinas que mantienen tu bienestar: el descanso, las horas de sueño que tú necesitas para funcionar bien: el paseo por el parque, jugar con tu mascota, tu hora de oración o meditación, el libro que lees antes de dormir, la visita a la iglesia o al lugar sagrado de tu predilección. Debes suplir tus necesidades, no las que te imponen las demás. Si no has seguido del todo esas rutinas que te hacen sentir bien o las has abandonado, ahora es el momento perfecto para perdonarte y reinsertarlas en tu vida cotidiana.

Del 31 de agosto al 5 de septiembre, cuando Mercurio Retrógrado esté pasando por Leo, conviene cuidar del sistema cardiovascular, especialmente el corazón y la presión sanguínea. La autoexpresión creativa es muy sanadora, sea en las artes o en los deportes, como medio de desarrollo para un ego saludable. Aquí puedes ver cómo aplica para tu signo solar y ascendente.

Mercurio Retrógrado en Virgo y Leo: Las relaciones y el amorheartsickness-428103_1920

Es común que durante Mercurio Retrógrado regresan personas de tu pasado — un amigo que hace tiempo no veías o un viejo amor. Esta es una oportunidad para reconectar en donde la historia entre ustedes quedó pendiente. Si hubo algún problema o desacuerdo entre ustedes, habla desde el corazón y el amor. Expresa cómo te sientes, pero también, reconoce en dónde fallaste tú. Quizás no lo escuchaste o no entendiste lo que quiso decir. Para reconocer los errores, se necesita una hermosa cualidad virgoniana: la humildad. Al analizar y entender ambas partes con lujo de detalles, se puede dar paso al perdón. Repito: estas actitudes deben venir de ambas partes. Si ambos entienden que la relación (el todo) es más importante que los problemas (los detalles), entonces se pueden reconciliar.

Por otro lado, si el enfoque de una o ambas partes es en apuntar al error, a no reconocer dónde falló uno mismo sino dónde erró el otro, a usar las palabras para propinar una estocada y no escuchar, entonces estás viviendo el lado oscuro de Mercurio en Virgo. Aquí no hay humildad, sino orgullo. Ese es el momento para usar una útil cualidad virgoniana: la discriminación. Es momento de decidir si es una relación que debes mantener a distancia o cortarla. ¿Qué beneficio tiene esta relación en tu vida? Mientras Mercurio esté retrogradando, este tipo de decisiones definitivas no se dan del todo. No obstante, es favorable para evaluar la relación, analizar, escuchar y pensar.

Cuando Mercurio esté retrogradando en Leo del 31 de agosto al 5 de septiembre, se dificulta aún más la comunicación, especialmente con los hijos y con la pareja. Esta es la posición en donde Mercurio está más “incómodo”, porque en Leo se le dificulta ponerse en los zapatos del otro. La tendencia es a hablar desde el orgullo, imponerse, no reconocer los errores y no pedir disculpas. Hacer al otro cambiar de parecer, es una batalla perdida que solo produce conflictos y enfrentamientos. Se logra mucho más por las buenas. El corazón se ablanda con el reconocimiento y los halagos. No termines asumiendo responsabilidades que no te corresponden. Aunque se te haga difícil, pide ayuda y delega. Tu corazón magnánimo quiere ayudar al otro, pero no lo puedes hacer sin su consentimiento. Si tiendes a tomar acción y el otro se enoja contigo, no lo hace por malagradecido, sino porque tú fuiste inconsciente y no preguntaste primero si quería ayuda o no. Por más buenas que sean tus intenciones, no puedes mandar en territorio ajeno. Aquí puedes ver cómo aplica para tu signo solar y ascendente.

Los símbolos sabianos de Dane Rudhyar

Mercurio entra retrógrado a 11º38′ de Virgo el 12 de agosto de 2017 hasta el 31 de agosto.

FASE 162 (12º de Virgo): DESPUÉS DE LA BODA, EL NOVIO ARRANCA EL VELO DEL ROSTRO DE LA NOVIA.

NOTA CLAVE: El poder penetrante y desvelador de la mente entrenada.

Tenemos una escena que enfatiza una acción física con trasfondos psicológicos y/o espirituales. En antiguas cosmologías, el dios masculino aparece con frecuencia en tres papeles, como hijo, esposo y padre del elemento mujer de la naturaleza. La naturaleza se realiza a través de la mente y la voluntad humanas que la dominan; resiste algo mejor ser sometida por el poder que la transciende y, al transcenderla, le confiere un significado espiritual. El elemento “entrenar” de la escena simbólica viene del hecho de que ha habido un rito de matrimonio; de modo que el factor sociocultural está en el fondo. El maestro-gurú es aquí el sacerdote que ha celebrado el rito.

En esta segunda fase, las normas se invierten; el elemento masculino asume el papel dinámico positivo en el gran juego de polaridad. El acto masculino compensa la visualización ideal femenina. La palabra clave es DESVELAR. Puede haber también un desvelamiento de misterios, protegidos durante largo tiempo por el secreto.

Mercurio continúa su movimiento de retrogradación entrando a Leo el 31 de agosto hasta el 5 de septiembre, cuando entra directo.

FASE 121 (1º de Leo): LA SANGRE SE AGOLPA EN LA CABEZA DE UN HOMBRE MIENTRAS SUS ENERGÍAS VITALES SON MOVILIZADAS POR EL ESPOLEO DE LA AMBICIÓN.

NOTA CLAVE: Una erupción de energías bio-psíquicas en el campo de la consciencia controlado por el ego.

La tradición ocultista habla de tres clases de “Fuego”: Fuego Eléctrico, Fuego Solar y Fuego por fricción. Los tres signos de Fuego del zodíaco corresponden a estos tres tipos. Aries se refiere al “descenso” de energía espiritual desde el Mundo Creativo. En su aspecto material, conocemos esta energía como electricidad, y sin energía eléctrica no puede existir ningún proceso de vida. Leo representa el Fuego Solar, la energía que se libera de una persona integrada, bien a través de irradiaciones espontáneas de formas de energía aparentemente nucleares o, a nivel verdaderamente humano y consciente (y también suprahumano en reinos aún más transcendentales), a través de emanaciones conscientes (e-manaciones, de manas, que en sánscrito significa “mente”). Sagitario está relacionado con el Fuego por fricción, porque todos los procesos sociales están basados en relaciones interpersonales, que implican polarización y, a menudo, conflicto.

El símbolo clave para Leo describe una elevación de energía desde el corazón a la cabeza, un proceso de “mentalización”. No obstante, este es un proceso potencialmente peligroso. Así, el mensaje original de la escena simbólica vista por el clarividente se refería a “un caso de apoplejía” — del mismo modo que un hombre, de pie y con su cabeza descubierta durante largo tiemro en las regiones tropicales, podría sufrir una insolación. El sol puede destruir lo mismo que puede vivificar. Sin su simbólica compañera, el agua, produce desierto en la tierra. La conciencia de atman, el propio ser espiritual, la existencia de un ego formado y firme — siempre que el ego pueda convertirse en un lente de cristal puro que enfoque la omnipresente luz cósmica del Brahman sin introducir las sombras del orgullo, posesividad y teatralidad. Pero este “siempre que” levanta una importante cuestión. La transmutación de “vida” en “mente” es un proceso difícil.

Esta es la primera etapa de la vigésimoquinta secuencia quíntuple de símbolos, que abre la escena novena. La nota clave de “Combustión” para toda la serie de quince fases, apenas necesita .interpretación. En un sentido general, la palabra clave para este primer grado del signo de Leo podría ser CONFLAGRACIÓN. Las energías de las tendencias biológicas cuando irrumpen, con más o menos fuerza, en el campo de la consciencia.

Leave a Reply